Tras la debacle electoral del PSOE, Pedro Sánchez adelanta las elecciones al 23 de julio

0
160

El presidente del gobierno español, el socialista Pedro Sánchez, anunció hoy sorpresivamente el adelanto de las elecciones legislativas nacionales al 23 de julio, tras el duro revés de su partido en los comicios municipales y regionales de ayer.

“Los comicios se celebrarán el domingo 23 de julio”, anunció Sánchez en una declaración institucional desde el palacio de la Moncloa, precisando haber tomado “esta decisión a la vista de los resultados de las elecciones celebradas ayer”.

En ese marco, ahondó: “Asumo en primera persona los resultados y creo necesario dar una respuesta y someter nuestro mandato democrático a la voluntad popular”.

En tanto, el consejo de ministros se reunirá hoy por la tarde para refrendar el anuncio, cuya publicación en el Boletín Oficial del Estado el martes dará lugar a la disolución del Parlamento, consignó la agencia de noticias AFP.

En las elecciones del domingo, los conservadores del PP arrebataron a los socialistas alcaldías importantes como las de Sevilla y Valencia, además de revalidar con mayoría absoluta los gobiernos de la ciudad y la región de Madrid.

Además, el Partido Popular se impuso en 6 regiones donde gobernaban los socialistas, solos o en coalición: la Comunidad Valenciana, Aragón, Extremadura, La Rioja, Baleares y Cantabria.

Si la jornada fue victoriosa para el PP, también lo fue para la formación de extrema derecha de Vox, cuyo apoyo resultará necesario para los conservadores en numerosos lugares.

“Numerosas instituciones pasarán a ser administradas por nuevas mayorías conformadas por el Partido Popular y por Vox, y aunque las votaciones de ayer tenían un alcance municipal y autonómico, el sentido del voto traslada un mensaje que va más allá”, sostuvo Sánchez en su declaración de hoy.

“Por eso, como presidente del Gobierno y también como secretario general del Partido Socialista asumo en primera persona los resultados y creo necesario dar una respuesta”, agregó.

En las elecciones municipales, el PP consiguió más de 7 millones de votos (un 31,5%), frente a los 6,2 millones (28,1%) del PSOE de Pedro Sánchez.