Con enorme concurrencia, La Libertad Avanza cerró su campaña para las PASO del próximo domingo

0
39

Carlos Maslatón se encargó de conducir el evento y de presentar a los oradores, hablaron Milei, Villarruel, Marra y Montenegro y se pidió compromiso a la militancia con la fiscalización el día de los comicios y se detalló que cada 115-120 mil votos ingresa un diputado nacional y cada 50 mil un legislador porteño. Con estos cálculos apuestan a sacar 400 mil votos que les permitiría ingresar 8 diputados en la Ciudad y hasta 3 en el Congreso de la Nación.

Marra, Milei y Villarruel en el cierre del acto de La Libertad Avanza

Victoria Villarruel, quien secunda a Javier Milei en la lista de precandidatos a diputados nacionales, arengó “No tenemos que pedir permiso por cómo pensamos, no tenemos que sentir vergüenza por defender la vida, la libertad y la propiedad; representamos a los que trabajan y no pueden disfrutar de su esfuerzo, a los jóvenes que estudian y se quieren quedar en este país o quieren regresar, a los que se deslomaron toda la vida y solo reciben a cambio una jubilación miserable”.

Villarruel hizo referencia “a mis amigos españoles de Vox” para criticar a quienes acusan a los libertarios de “fachos”: “Si amás a tu país y te animás a decirlo, sos facho; si te quejás de cómo te ahorcan con los impuestos, no sos solidario y además sos facho; si no estás de acuerdo con el feminismo hembrista y la ideología de género, sos facho; si defendés tu casa, tu tierra, y le exigís al Gobierno que no la usurpen los mapuches o los delincuentes de turno, sos racista y facho”.

“Los progres nos impusieron la dictadura de lo políticamente correcto y nos miran desde su dudoso pedestal de superioridad moral mientras nos callan. Esto se tiene que terminar hoy, estamos defendiendo nuestra forma de vida, nuestra libertad de pensamiento y expresión, estamos para que la Argentina salga del barro de la corrupción y la impunidad”, expresó la presidenta del Centro de Estudios Legales sobre el Terrorismo y sus Víctimas.

Hablaron también los precandidatos a legisladores porteños, Ramiro Marra y Lucía Montenegro. “Ayer acá hubo un acto del Frente de Todos, ni un décimo de lo que hay acá y vinieron todos en micro. Acá venimos porque estamos convencidos, porque defendemos la libertad”, se diferenció el youtuber financiero del kirchnerismo y afirmó que se mete “en el barro de la política” porque “me tienen las pelotas llenas con regulaciones e impuestos, no entienden nada porque nunca laburaron”.

“Javier Milei es una persona, tiene valores, vino a la política porque nosotros lo necesitamos, no porque esté buscando algún carguito. Estamos ganando una batalla cultural que recién empieza y que el domingo que viene será fundamental. Cuando nos digan que estamos locos, contesten que los locos son ellos que siguen repitiendo las mismas cosas, somos gente racional y lógica”, enfatizó Marra.

Por su parte, Lucía Montenegro reafirmó que estas elecciones son “la pelea contra la mediocridad, la corrupción y la mentira”. “Es una pelea moral contra una casta política oscura, inepta e inmoral”, determinó.

“Hola a todos yo soy el rey, soy el león, rugió la bestia en medio de la avenida, corrió la casta, sin entender, panic show a plena luz del día. Yo soy un rey de un mundo perdido. Soy el rey, te destrozaré, toda la casta es de mí apetito. Viva la libertad carajo”, Javier Milei entró cantando a su acto de cierre de campaña. Con el histrionismo que lo caracteriza, el precandidato a diputado nacional por La Libertad Avanza ingresó por el medio del anfiteatro del Parque Lezama rodeado de libertarios que se abalanzaban para abrazarlo.

“Almas libres que no se han doblegado frente a la maldita corporación política que lucha de pie por una Argentina justa y libre”, agradeció el apoyo de militantes y de ciudadanos ajenos a la política que comenzaron a sentirse representados con el discurso que planteó Milei en esta campaña.

Al menos 20 mil personas se acercaron para apoyar al candidato. “Recuerdo que les pedí que rugieran fuerte y que hicieran escuchar el grito de la libertad y vaya que lo lograron, la casta política está toda cagada”.

La Libertad Avanza apunta a posicionarse como tercera fuerza en la Ciudad de Buenos Aires e instalar las ideas liberales en el Congreso Nacional. ¿El enemigo?: los zurdos, categoría dentro de la cual incluyen desde Gabriel Solano y Leandro Santoro hasta “sombrilla Larreta y sus secuaces”. Por ello apuntan a diferenciarse del Kirchnerismo y de “Juntos por el Cargo”.

“Están tan asustados… ¿Por qué la casta política, chorra, parasitaria e inútil, le tiene miedo a la libertad? Probablemente debe ser porque se benefician mucho con el modelo actual, porque solo progresaron ellos y nosotros vivimos cada vez peor pese a que cada día trabajamos más”, continuó provocando. “¿Qué carajo están mirando, si aquellos países que son más libres, son ocho veces más ricos que los reprimidos?”, planteó ante su público.

El precandidato a diputado nacional cargó contra “el socialismo”, el cual en todos lados donde se aplicó “fue un fracaso en lo económico, en lo social, en lo cultural y además asesinaron a 150 millones de seres humanos”. “Antes de criticar al liberalismo, pónganse de pie ratas”. al cierre de la noche, Milei señaló que “cada vez que se mete el Estado en el medio, violenta la propiedad privada, contamina los precios y el sistema funciona peor; siempre falla el socialismo, por eso siempre generan miseria”. También apuntó contra “la pelotudez de la teoría del derrame”, “no existe, la recontra tienen adentro”.

También cuestionó los discursos de Juntos por el Cambio que señalan que “estamos a 7 diputados de convertirnos en Venezuela”. Para Milei, “si se vota a la pseudo oposición estaríamos todavía más cerca que de lo que es Venezuela, porque ellos son los que no impusieron, por ley y a la fuerza, hablar de 30 mil desaparecidos. Por lo tanto, si -como dicen- estamos a siete votos de Venezuela, acá estamos los liberales para ponernos de frente y no dejarlos pasar”.

Por último reafirmó su compromiso con lo que sería su rol en el Congreso: “Jamás voy a ir en contra de la propiedad privada, jamás iré contra la libertad, jamás voy a subir un impuesto, jamás voy a crear nuevos impuestos y voy a trabajar y hacer todo lo humanamente posible para bajar el gasto público y poder bajar los impuestos”.

“Cuestionaremos todos aquellos proyectos inmorales. Vamos a preguntarles a los chorros de la política quiénes son los hijos de puta que quieren seguir teniendo un Banco Central para rompernos el culo con el impuesto inflacionario y robarnos cinco puntos del PBI”, concluyó con un exabrupto el postulante libertario.