El plan de regreso a los colegios se irá implementando entre el 4 y el 31 de agosto próximo en forma escalonada.

La ciudad de Buenos Aires reanudará a partir de agosto y en forma gradual la presencialidad total en las escuelas, en base a un esquema escalonado elaborado por el Gobierno porteño, en el que los alumnos secundarios serán los primeros en volver a las aulas en burbujas que abarcarán a la clase completa.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, anunció que, tras el receso invernal que comenzó hoy y se extenderá durante dos semanas, los alumnos de la Ciudad de todos los niveles asistirán más tiempo a las escuelas. Esto es, habrá mayor presencialidad en las instituciones.

Por un lado, quedarán atrás las divisiones dentro de un mismo curso: ahora, cada curso será una burbuja en sí, lo que significa que todos los estudiantes asistirán todos los días a las clases. Además, se definió un plan gradual para que todos los chicos vuelvan a la presencialidad como era antes de la pandemia de coronavirus.

Respecto de los alumnos del nivel secundario, que son los que mayor tiempo estuvieron alejados de las escuelas y con mayor dedicación a la enseñanza virtual porque, por su edad, podían manejarse más en transporte público con lo que eso significa para la propagación del Covid-19, desde el 4 de agosto se implementarán etapas para que todos los estudiantes asistan a las clases presenciales y esta vez se priorizará a los adolescentes.

Una vez que terminen de regresar los más grandes, se sumarán el resto del alumnado de primaria y de inicial. Son más de 700.000 alumnos que van a volver a su esquema de clases prepandemia, estiman desde el Gobierno.

Vale aclara que si bien las vacaciones terminan unos días antes, el 2 y el 3 de agosto hay mesas de examen para alumnos de secundario, por lo que esos días solo deben asistir los chicos que tengan materias previas que rendir.

Calendario de regresos a la presencialidad

  • Desde el 4 de agosto: vuelven a la rutina habitual los alumnos de 4.º y 5.º año de secundaria y los de 5.º y 6.º año de secundaria técnica.
  • El 9 de agosto: vuelven los de 1.º, 2.º y 3.º de secundaria y 1.º, 2.º, 3.º y 4.º de secundarias técnicas.
  • Una vez completa la secundaria, y siempre que la situación sanitaria lo permita, el 17 de agosto van a volver a la rutina habitual: los estudiantes del nivel primario, los de modalidad especial, los de escuela para adultos, los del nivel superior no universitario y de los Centros de Formación Profesional. También las universidades podrán optar por retomar gradualmente las clases teóricas presenciales.
  • Y el 23 de agosto: los alumnos del nivel inicial.

Por primera vez desde que empezó la pandemia del coronavirus, la asistencia a las aulas para el segundo semestre será obligatoria. Solo quedarán exceptuados aquellos chicos que tengan alguna condición de riesgo o convivan con personas de riesgo. “Ellos van a poder seguir aprendiendo a distancia”, aseguraron desde la Ciudad.

Más del 90% de las escuelas de la ciudad, con clases presenciales

Qué pasará con los estudiantes universitarios

Desde la Ciudad aseguraron que se está trabajando con las universidades públicas y privadas para implementar los protocolos que permitan, después de las vacaciones, “un regreso gradual y cuidado de las clases teóricas presenciales”. Durante esta semana, habrá una serie de reuniones técnicas para definir las medidas.

A partir del 17 de agosto, las universidades podrán optar por retomar gradualmente las clases teóricas presenciales. Para eso deberán asegurar un distanciamiento mínimo de 1,5 metros entre los estudiantes, ventilación y medidas de protección generales, como el uso de tapabocas, alcohol en gel, toma de temperatura y la implementación de un protocolo de aislamiento de casos sospechosos, entre otras medidas de cuidado.

Tal como ocurrió con otras actividades universitarias ya autorizadas, los protocolos deberán ser elaborados por las universidades. Una vez que el ministerio de Salud porteño otorgue el aval sanitario, deben ser aprobados por el Gobierno nacional. Actualmente, las únicas actividades universitarias presenciales son las prácticas en talleres, laboratorios y hospitales-escuela, además de los exámenes finales presenciales y los servicios de apoyo académico a los estudiantes.