El Columbia se quedó con la cartera de la tarjeta CMR de Falabella, cómo continuará su uso para los clientes

0
57

El grupo chileno Fallabella anunció un acuerdo con el Banco Columbia para cederle los clientes que aún conservan de la tarjeta CMR, tras la decisión de la firma trasandina de cerrar los locales comerciales que tiene en el país en los que se podían financiar las compras de productos con el plástico de la firma.

A través de un comunicado, el grupo anunció el acuerdo para “la cesión de su cartera de tarjetas de crédito al Banco Columbia” por lo que, a partir de ahora “los clientes podrán continuar utilizando su tarjeta, ahora como clientes de Banco Columbia, de la misma manera que lo vienen haciendo actualmente”.

“La marca CMR seguirá en las tarjetas en circulación mientras el banco lleve a cabo el proceso de reemplazo de plásticos”, aseguró Falabella.

Y agregó: “Los colaboradores continuarán trabajando en CMR Argentina en tanto se efectúa la transferencia de la cartera de tarjetas a los sistemas del comprador. Además, se les ofrecerá un plan de retiro diseñado especialmente para este proceso”.

Por su parte, el Banco Columbia celebró la adquisición con la que, aseguró, “apuesta al negocio del consumo”.

“Esta compra representa un hito para nuestra entidad, duplicando la cartera actual y sumando más de 250.000 tarjetas a la entidad. Los clientes CMR pasan a ser clientes Columbia, donde también contarán con todos los beneficios en productos y servicios que ofrecemos”, afirmó Gregorio Goity, vicepresidente del Banco Columbia, en un comunicado.

Al respecto, el banco dijo que contactará en las próximas semanas a los clientes de CMR Falabella para realizar el cambio de sus tarjetas actuales por nuevas Mastercard Banco Columbia.

“Durante el periodo de transición, y hasta que se complete el reemplazo de plásticos, los clientes podrán continuar utilizando su tarjeta actual CMR de la misma forma en que lo venían haciendo, utilizando los mismos canales de atención y pago”, aseguró el banco.

De esta forma, el grupo chileno continuará operando en la Argentina sólo a través de la cadena de supermercados mayorista Sodimac, que tiene siete locales abiertos además de los canales de venta online.