Ante la severa crisis que sufre el país vecino, se realizará la segunda huelga general contra el Gobierno uruguayo.

La principal central obrera de Uruguay convocó a un paro nacional para el próximo 17 de junio ante la “grave crisis” económica que atraviesa el país y que será la segunda huelga general contra el Gobierno del presidente Luis Lacalle Pou, y en relación a esta medida, el titular de la unión sindical uruguaya (PIT-CNT), Fernando Pereira, aseguró en conferencia de prensa que el paro de 24 horas tiene por objetivo poner fin al “hambre y la desigualdad”.

“Uruguay está sufriendo una crisis económica que está golpeando a los sectores más débiles de la sociedad”, afirmó. Pereira también destacó, sin embargo, que no son “todos perdedores en esta pandemia”, porque mientras algunos tienen hambre, los depósitos bancarios de uruguayos en el exterior llegan a los 4.000 millones de dólares.

Según el líder sindical, en los últimos meses unas 135.000 personas han pasado a estar por debajo del umbral de pobreza, 35.000 de los cuales son menores de edad que en algunos casos presentan problemas de estatura, talla y peso.

PIT-CNT: Anuncian un paro de 24 horas «contra el hambre» y por el empleo |  Carmelo Portal
Fernando Pereira, titular de la unión sindical uruguaya

Por otra parte, Pereira indicó que tras decretarse la emergencia sanitaria en marzo de 2020 se perdieron unos 60.000 puestos de trabajo en “todas las áreas de la vida laboral”.

“Nuestra gente la está pasando mal y si nuestra gente la está pasando mal y hay gente que está pasando hambre en un país de 3,5 millones de habitantes pero produce alimentos para 30 millones entonces hay que tomar medidas”, defendió.

En ese sentido, el sindicato elaboró una propuesta sobre salarios y canasta de servicios públicos para llevar al Gobierno. El objetivo es “lograr que el Gobierno tome decisiones económicas que vengan a cubrir estas falencias y deficiencias que tiene la sociedad uruguaya”, sostuvo Pereira, informó la agencia de noticias Europa Press.

El ministro de Trabajo, Pablo Mieres, no compartió los argumentos ni las razones de lo que será el segundo paro en lo que va del Gobierno del conservador Lacalle Pou, asumido en marzo de 2020.

“El movimiento sindical está en su legítimo derecho de tomar esas medidas, son parte de la vida gremial y sindical”, indicó Mieres.

“Si ellos entienden que hay razones para generar un paro, tienen todo el derecho de hacerlo”, agregó. Sin embargo, opinó que el Gobierno está llevando adelante “una gestión que no debería merecer ese tipo de respuesta”.

Mieres reconoció que la situación del país es “muy complicada” como consecuencia de la pandemia de coronavirus con afectación en los niveles de empleo y de pobreza en el mundo entero, aunque “en Uruguay ha sido un poco menos grave”.

Noticias | Paraguay y Uruguay, los países latinoamericanos que menos sufren  la crisis

Además, volvió a desestimar la propuesta de renta básica realizada desde el movimiento sindical y la oposición política y señaló que el Poder Ejecutivo optó por “ayudas múltiples, numerosas, fuertes, variadas y focalizadas”.

Según un comunicado de la central sindical, durante la jornada de paro se garantizará la atención de urgencias y emergencias, pacientes oncológicos y toda la atención sanitaria vinculada a la pandemia.

La central sindical asegura que ese día se mantendrán abiertos la totalidad de los vacunatorios, en el marco de la campañas de inmunización contra el coronavirus y la gripe, que se vienen desarrollando en paralelo.