El Gobierno dividirá el país en cuatro zonas en virtud del riesgo epidemiológico donde se aplicarán distintas medidas.

El presidente Alberto Fernández anunció este viernes serán “exclusivamente a distancia” hasta el 21 de mayo próximo las clases en todos los niveles educativos que se desarrollen en aquellas zonas zonas catalogadas de “alerta epidemiológica y sanitaria”, como es el caso del Área Metropolitana Buenos Aires (AMBA).

“El dictado de clases se realizará exclusivamente a distancia”, anunció Fernández en el mensaje difundido este viernes, en el que precisó una serie de nuevas medidas restrictivas que se aplicarán en todo el país desde el primer minuto del sábado, 1 de mayo, hasta el 21 de mayo próximo para contener el avance del coronavirus.

La suspensión de clases presenciales y actividades educativas no escolares presenciales en todos los niveles será aplicada para las zonas denominadas de “alerta epidemiológica y sanitaria”, según se precisó oficialmente.

“Es decir, los lugares donde hay una alta proporción de contagios o que ellos están aumentando muy velozmente”, explicó el mandatario, quien, además, enfatizó que “la situación en el AMBA es crítica”.

“Hay zonas del país que están en situación de alarma epidemiológica y sanitaria. En estas zonas el sistema de salud está muy tenso y la proporción de casos sobre la población es muy alto”, consideró.

El Presidente admitió las “dificultades que esto plantea a los niños, niñas, adolescentes y a las familias”, pero advirtió que “lamentablemente, en estas zonas de alarma se trata de una medida necesaria para reducir la circulación”.

“Todo este esfuerzo lo estamos haciendo para retomar en estas zonas la presencialidad cuidada cuando los indicadores epidemiológicos y sanitarios lo permitan. Es el desafío de todos y todas lograrlo”, aseguró.

También, resaltó que “hoy, en más de 20 provincias argentinas hay clases presenciales” y reafirmó que para el Gobierno nacional la educación “es prioritaria”.

“Para nosotros la educación es un tema prioritario. Sólo se dictan clases a distancia allí donde la pandemia lo exige”, subrayó el jefe de Estado durante el mensaje grabado en el que dio detalles de las nuevas medidas que regirán desde el sábado y en el que convocó a todos los argentinos a seguir “redoblando unidas y unidos los cuidados y la vacunación en las próximas semanas”.

Las clases presenciales fueron suspendidas por el Gobierno nacional para el AMBA desde el lunes 19 hasta este viernes, lo que generó una controversia con el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires que recurrió a la Justicia, no acató el DNU de Nación y continuó con las clases presenciales.

En contrapartida, el ministro de Salud de las Ciudad de Buenos Aires, Fernán Quirós, insistió este viernes en la necesidad de mantener las clases presenciales en el distrito al afirmar que “la presencialidad cuidada, cumpliendo los protocolos, no genera contagios significativos” y dijo que seguirán dialogando durante la jornada con el Gobierno nacional para “buscar alternativas”.

Al brindar esta mañana su parte diario sobre la situación sanitaria, y a horas de los anuncios del presidente Alberto Fernández sobre las nuevas medidas ante la segunda ola de coronavirus, Quirós dijo desconocer “lo que va a disponer el Gobierno nacional” para que rija a partir del primer minuto de del sábado, y sostuvo que la ciudad presentó “los datos” y lo que tiene “documentado”.

En este sentido, repitió que “la presencialidad cuidada, cumpliendo los protocolos, no generó contagios significativos” y reafirmó así la postura del distrito, que a contramano de lo establecido por el Ejecutivo Nacional y lo ordenado por la justicia, decidió sostener en el distrito la presencialidad, cuando para el AMBA se había establecido que las clases debían ser virtuales, como una las medidas sanitarias para frenar el exponencial crecimiento de los casos de coronavirus.

No obstante, el funcionario consignó que, tras analizar “el planteo del Gobierno nacional sobre la llegada a la escuela” , propusieron “alternativas, como para que la presencialidad no agregue ningún riesgo”.

“Vamos a seguir dialogando el día de hoy, seguiremos dialogando y buscando alternativas, que es lo mejor que podemos ofrecerle a la ciudadanía”, indicó.