Las medidas en la Ciudad: nuevos horarios para comercios, teletrabajo y libre estacionamiento

0
169

En conferencia de prensa, Rodríguez Larreta anunció que los bares, restaurantes, cines y teatros de la Ciudad cerrarán sus puertas a las 23, pero quienes estén adentro podrán permanecer hasta las 24, y dijo que los comercios que no son esenciales deberán abrir sus puertas a partir de las 10 de la mañana.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, anunció este viernes por la mañana las medidas restrictivas que regirán en la ciudad de Buenos Aires a partir de mañana para mitigar la segunda ola de coronavirus, entre las que se establece que los bares, restaurantes, cines y teatros cerrarán sus puertas a las 23, pero quienes estén adentro podrán permanecer hasta las 24, en tanto que los comercios que no son esenciales deberán abrir sus puertas a partir de las 10 de la mañana.

En una conferencia de prensa, anunció asimismo que se liberará el estacionamiento en la ciudad y se implementará el teletrabajo en todas las actividades en las que sea posible, al tiempo que garantizó la “presencialidad en las escuelas siempre que la situación sanitaria lo permita”.

En ese marco, Rodríguez Larreta -acompañado por ministros del gabinete porteño- indicó que se cumplirán las disposiciones acordadas con el Gobierno nacional, y que fueron anunciadas ayer por el presidente Alberto Fernández, aunque aclaró que no comparte la restricción a la circulación.

“Ya expresamos que no estamos de acuerdo”, indicó, aunque agregó que “como toda norma la vamos a respetar de acuerdo con el espíritu que nos manifestó el Gobierno nacional de que esta medida apunta a evitar las concentraciones de gente, y no a quienes están volviendo a su casa o cumpliendo una función esencial”.

Las medidas en la Ciudad implican que los bares, restaurantes, cines y teatros van a cerrar las puertas a las 23, aunque quienes para esa hora todavía se encuentren dentro pueden quedarse a terminar su comida o su función y retirarse antes de las 24.

La conferencia de prensa comienza en el minuto 41

Otra de las medidas anunciadas apunta a que los comercios no esenciales abran sus puertas a las 10 de la mañana, mientras que quedan suspendidos espectáculos masivos y se cierran casinos y bingos.

Los trabajadores del Gobierno de la Ciudad volverán al teletrabajo, salvo aquellos abocados a tareas vinculadas con el combate del Covid-19 cuya labor deba desempeñarse de modo presencial.

Asimismo, para ayudar a que en el transporte público sólo vayan los trabajadores esenciales, queda liberado el estacionamiento en toda la Ciudad.

También se anunció un incremento en la fiscalización y controles en el espacio público, en locales gastronómicos y en centros de transbordo para garantizar el cumplimiento de estas normas.

En cuanto a las cifras que se registraron en los últimos días, el jefe de Gobierno explicó que la Ciudad está en la segunda ola de la pandemia, con un promedio de 1.900 nuevos contagios diarios y un incremento en el uso de la terapia intensiva, “que pasó del 30 al 40 por ciento de su potencial”.

Al enumerar las medidas realizadas por su Gobierno, indicó que se sumaron más camas en todos los niveles, se contrataron 6.000 nuevos trabajadores en el sistema de salud y se construyeron 22 unidades febriles de urgencia en los hospitales.

También explicó que continuarán los testeos, y que los centros de toma de muestras de La Rural y Costa Salguero, que eran sólo para turistas que regresaban a la Ciudad y docentes, también servirán para testear a personas que hayan tenido contactos estrechos con casos positivos.

En este sentido, Rodríguez Larreta precisó que en el distrito se hacen 15.000 testeos por día y ya se realizaron 3.000.000 de exámenes, “uno por cada persona que vive en la Ciudad”.

En relación al operativo de vacunación, manifestó que hay 300 puntos de inoculación, y expresó que “nos mandaron más de 520.000 dosis, de las que ya aplicamos el 90 por ciento”.

“Ya vacunamos a todos los mayores de 80 que se empadronaron y tenemos capacidad de vacunar desde hoy y hasta el fin de la semana que viene a todos los mayores de 70 que se registraron”, puntualizó.

Por último, sobre las clases, la ministra de Educación, Soledad Acuña, indicó que el objetivo es “poder garantizar la presencialidad teniendo en cuenta el contexto”. “Sabemos el daño que generó un año sin clases presenciales y haremos un esfuerzo para que los chicos vayan al menos una jornada simple a la escuela”, agregó.

Resumen de las nuevas medidas:

  • Nocturnidad. Tal como lo estableció el Gobierno nacional, en los bares, restaurantes, cines y teatros se van a cerrar las puertas a las 23 y no se va a poder entrar. Quienes para esa hora todavía se encuentren dentro, pueden quedarse a terminar su comida o su función y retirarse antes de las 12 de la noche. Los negocios gastronómicos pueden reabrir a las 6.
  • Restricción a la circulación. Según manifestó el Gobierno nacional esta medida no apunta a quien está volviendo a su casa o cumpliendo una función esencial, sino a evitar las concentraciones de gente.
  • Movilidad. Los comercios no esenciales abrirán a partir de las 10 de la mañana con el fin de escalonar la movilidad de la mañana y evitar que se generen aglomeraciones de trabajadores, estudiantes y docentes.
  • Espectáculos masivos. Se van a reprogramar y van a cerrar los casinos y los bingos, según manifestó el Gobierno nacional.
  • Teletrabajo. Se recomienda reducir al máximo posible la cantidad de personas en los lugares cerrados. Gran parte del equipo de Gobierno se encuentra abocado a tareas vinculadas al COVID-19 y en atención al público: en centros de testeos, vacunatorios, hoteles, aeropuertos y call center. Todo el resto va a trabajar de forma remota y la Ciudad le pide al sector privado que acompañe la medida.
  • Libre estacionamiento. Se va a liberar el estacionamiento en la Ciudad para que todos aquellos que deban movilizarse puedan usar el auto y eviten el uso del transporte público, que se encuentra especialmente destinado para trabajadores esenciales, como también dispuso el Gobierno nacional.
  • Fiscalización y controles. Se van a reforzar los controles en el espacio público, en las zonas comerciales y gastronómicas, en el transporte público y en los centros de trasbordo, para garantizar el cumplimiento de los protocolos y que las distintas actividades puedan seguir funcionando de manera segura.