Copa Sudamericana: Unión de Santa Fe derrotó a Emelec en Ecuador y consiguió una milagrosa clasificación

0
45

Tras caer como local en el partido de ida, el Tatengue se impuso 2 a 1 en el George Capwell de Guayaquil y avanzó a la siguiente fase gracias a los goles de visitante.

Unión de Santa Fe continuó con la racha positiva de los equipos argentinos en la Copa Sudamericana y le ganó a Emelec por 2 a 1 de visitante con goles de Javier Cabrera y Fernando Márquez, y de esta manera se clasificó a los octavos de final del certamen continental tras remontar una desventaja como local, gracias a su intensidad y sacrificio.

En el primer tiempo, a pesar de la necesidad de la victoria para revertir la serie, el entrenador Juan Manuel Azconzábal mantuvo su planteo defensivo que se reflejó en una postura conservadora que le permitió tomar protagonismo rápidamente al conjunto ecuatoriano. Pero una triangulación compuesta por Martín Cañete, Franco Troyansky y Gabriel Carabajal cambió el curso del partido y le permitió a Javier Cabrera festejar el tanto que igualó el global al minuto 21.

Tras esta anotación que no solo igualó la serie sino que significó el primer gol del equipo santafesino en condición de visitante en su reciente historia en torneos internacionales, los dirigidos por el Vasco pudieron estirar la ventaja con un remate de zurda de Franco Troyansky se estrelló en el poste, en el minuto 42, tras una gran intervención del arquero Pedro Ortíz que desvió el disparo con una de sus piernas.

“Tuvimos oportunidades en grandes cantidades para marcar y nos faltó definirlo antes. Los chicos mostraron el carácter que se necesita para estas contiendas, sabiendo que el club por primera vez puede marcar goles y ganar de visitante en esta competencia”, opinó Asconzábal, ante la consulta de los periodistas a la distancia en la conferencia post partido.

En la segunda etapa, Unión desperdició varias ocasiones para aumentar la distancia pero no estuvo preciso en la definición y esa carencia tuvo un precio demasiado alto: tras un remate del volante ofensivo Joao Rojas y una tibia respuesta de Sebastián Moyano, Facundo Barceló aprovechó el rebote y marcó el empate.

El combo explosivo de no saber aprovechar sus oportunidades claras frente al arco y el peso de no tener experiencias internacionales pareció sentenciar los sueños de los santafesinos. Pero los jugadores ecuatorianos demostraron un nivel alto grado de inocencia, más específicamente el volante Wilder Godoy, al provocar un insólito penal al tocar la pelota con la mano en el área, que luego aprovechó el goleador Fernando “Cuqui” Márquez, en el minuto 76, para concretar la hazaña.

La alegría santafesina en el vestuario luego de la clasificación

“Este gol es el más importante para mi carrera, pero no quiero dejar de resaltar la labor de mis compañeros. Cuando cobró penal pensaba que Carabajal era el asignado, le consulté si me dejaba y le agradezco el gesto, ya que me tenía mucha confianza”, declaró Márquez horas después en conferencia de prensa.

Tras lograr la clasificación, Unión enfrentará a Bahía de Brasil en octavos de final donde jugará el partido de ida como local en el Estadio 15 de Abril el próximo 24 de noviembre, y el encuentro de vuelta para cerrar la serie será como visitante el 2 de diciembre en el Arena Fonte Nova, lugar donde intentará escribir una nueva página en su sueño por avanzar en este torneo continental.